Columnas

21 de julio de 2015

Transexuales en TV: ¿Chile es un país más inclusivo?

Fabián Urrutia, sociólogo y académico del Observatorio de Desigualdades de la Universidad Diego Portales Por Entrevista a Fabián Urrutia
Fabián Urrutia, sociólogo y académico del Observatorio de Desigualdades de la Universidad Diego Portales

Fabián Urrutia, sociólogo y académico del Observatorio de Desigualdades de la Universidad Diego Portales

Dos canales de televisión han comenzado a incluir travestis y transformistas en sus programas durante esta temporada: Chilevisión con “Manos al Fuego” y Mega con “The Switch”. ¿Es esto señal de un Chile más inclusivo?

Rolando Jiménez, vocero del Movimiento de Liberación Homosexual (Movilh), ve con buenos ojos la inclusión de estas personas en la pantalla chica. “Nos parece una buena noticia, es un reconocimiento de su existencia, son acciones que ayudan a visibilizar la población ‘trans’, nos parece positivo”, dice a Publimetro.

Una visión similar es la que tiene el profesor Fabián Urrutia, del Observatorio de Desigualdades de la Universidad Diego Portales (UDP). “Por supuesto que incluirlos es siempre positivo, pero hay que tener cuidado con la forma en la que se hace”, advierte el académico.

Y de hecho, se refiere al programa “Manos al Fuego”, donde apareció un travesti llamado Priscila, y que fue varias veces nombrado con su nombre de hombre, Luis. “Lo que pasó en ese capítulo puede ser perjudicial, pues puede significar una falta de respeto, sobre todo al nombre que ellas mismas se asignan”, agrega.

Sobre ese punto, Rolando Jiménez aclara que para que no se caigan en problemas, hicieron un trabajo de “educación e información” a los directores de programación de ambos canales.

“Mantuvimos reuniones con los ejecutivos de Chilevisión y Mega, para evitar que se utilice un lenguaje inadecuado. Conversamos con ellos y terminaron enviando varias minutas que fueron recibidas por los directivos de programación. De hecho, en el próximo capítulo (de “Manos al Fuego”) habrá un programa donde aparecerá otro travesti y como ese ya estaba grabado, algunas frases o palabras mal utilizadas se van a corregir con una voz en off o con una línea que evite caer en errores”, dice el líder del Movilh.

Jiménez asegura que Chile ha conseguido avanzar en materia de visibilidad en los contenidos de la TV. “La homosexualidad y el tema de las lesbianas ha ido evolucionando a un tema más natural. Falta, por supuesto que falta, pero creo que se ha habido varios personajes con los que se muestran estas áreas”, dice. “Sin embargo, donde hay más déficit, es el ámbito transexual”, añade.

Por lo mismo, califica de buena manera que ellas y ellos sean incluidos en la pantalla chica.

Visibilidad de la homosexualidad en los niños

Una visión similar es la que tiene el profesor Fabián Urrutia quien asegura que esto, si bien no es una medida definitiva para acabar con la discriminación, al menos sí permite hacer más visible la identidad de género.

“A mi me parece que es bueno, pero súper a largo plazo, porque las personas que actualmente  rechazan a los transexuales no van a dejar de rechazarlos porque aparezcan en los medios de comunicación. No basta con que aparezcan en TV, también es necesario que sean considerados en la educación”, dice el profesor.

Además, rescata el impacto que podría tener en los niños la emisión de programas de televisión donde sí está presente la figura de los travestis, homosexuales, lesbianas y transexuales.

“Es bueno que los niños no vean esto como una aberración y de hecho, más exposición les permite entender que esta cuestión es normal y no tiene que ver con desviaciones”, aclara.

“Cuando alguien ve esto como una aberración se funda en la expresión social de comparar un travesti con la pedofilia, cuestión que no tiene nada que ver. Los homosexuales no hacen nada que tenga que ver con atacar a nadie. Ellos no andan obligando a otro hacer algo que ese otro no quiera. Entonces, hay que tratarlos como personas normales porque son normales, y además no se sabe si en el futuro puedo encontrarme con alguien con una orientación distinta; el padre de un amigo, un vecino, el amigo de mi hijo, un compañero de oficina. Por eso es bueno que, desde niños, sepan que esta condición no es anormal”, sentencia el profesor.

 

Ver entrevista en publimetro.cl

En Portada

cerrar